Edredones y fundas nórdicas. Diferencias.

¿Qué es un edredón?

Definición: el edredón es un cubierta rellena de plumas o material sintético que se utiliza como manta y cubrecamas. Cumple tanto una función de abrigo como decorativa. El relleno ayuda a mantener el calor del cuerpo mientras dormimos. También nos podemos referir al edredón por la palabra colcha.

¿Qué es un funda nórdica?

Definición: la funda nórdica es un cubrecama que cumple funciones decorativas y de abrigo. Es rectangular y suele estar cosida por tres lados, permitiendo introducir fácilmente el relleno a través del lado que queda libre. El relleno puede ser de plumas o de materiales sintéticos y es muy sencilla cambiarlo según la estación en la que estemos. En los últimos años la funda nórdica se ha hecho muy popular por su versatilidad y lo cómoda que es para hacer la cama. Este tipo de fundas pueden hacer que no sea necesario el uso de sábanas.

edredon blanco

La principal diferencia con el edredón es que este último es una única pieza, acolchada y con un relleno no extraíble fácilmente.

¿Cuál escoger? ¿edredón o una funda nórdica?

Si quieres tener más versatilidad, ¡la funda nórdica! Si vas a hacer la inversión una sóla vez y se trata de un color y diseño sencillo, del que no te vas a cansar, ¡el edredón! Hay que tener en cuenta que muchas veces se utilizan los dos términos indistintamente para referirnos a los dos tipos de cubrecamas. Cumplen la misma función y la apariencia es la misma. Hace 15 años todos los cubrecamas eran edredones, la tendencia ahora mismo es la opuesta y tenemos hacia la funda nórdica por su versatilidad.

edredon perro cama

Edredones y fundas nordicas originales

Un edredón bonito, original y divertido es la mejor inversión para dormir mejor. ¿Por qué lo decimos? La cama, la habitación en la que dormimos, el ambiente e incluso el olor y la temperatura tienen un papel fundamental en nuestro sueño. Es importante que el lugar nos inspire confort, calma y sosiego, sobre todo si estamos lidiando con problemas para dormir. Estéticamente, a la vista, tenemos que encontrar el lugar agradable. ¿Te gusta tu cama? ¿El ambiente y la luz que apagas antes de cerrar los ojos? ¿Qué te parece tu colcha?

Si no te gusta el edredón bajo el que duermes y pasas tantas horas a lo largo de tu día, ¡es hora de escoger uno bonito y de tu estilo!